Guardia Nacional y militarización

con-chanfle

En el transcurso de 12 años y dos presidencias, la “guerra” contra las drogas de México continuó y se cobró más de 200,000 vidas. Mientras se encontraba en la campaña electoral, el actual presidente Andrés Manuel López Obrador, o AMLO, dijo que enviaría al ejército de regreso a los cuarteles.

Pero antes de asumir el cargo el 1 de diciembre, anunció planes para crear una Guardia Nacional, una fuerza bajo el liderazgo civil que eventualmente estará compuesta por 150,000 personas que en su mayoría vienen de las Fuerzas Armadas. Su creación implicó una enmienda constitucional.

El plan, a largo plazo, es que la Guardia Nacional realice las funciones que actualmente desempeñan el ejército y la marina. La creación de la Guardia Nacional ah puesto en alerta al Ejercito y también a los miembros de la Policia Federal, quienes días después de la toma de posesión de la fuerza por parte de AMLO, miembros de la Policía Federal protestaron por el proceso de integración en la Guardia Nacional. Otros cuestionan si la creación del cuerpo representa una militarización más profunda. Varios puntos al respecto:

  • En la implementación, no estamos viendo realmente una fuerza civil. Realmente estamos viendo personal de las fuerzas armadas bajo una nueva marca. La Guardia Nacional en sí misma no es necesariamente una idea única de esta administración: desde Vicente Fox hace casi dos décadas todos han diseñado su propia estrategia de seguridad y todos ellos intentaron diseñar una fuerza de élite. Todos fracasaron. ¿Por qué seguir haciendo lo mismo?
  • La Guardia Nacional tiene un vicio desde su nacimiento: en lugar de tener un enfoque centrado en la víctima … en realidad, lo que estamos viendo es una mayor militarización de la seguridad pública en México.
  • Los estudios realizados por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI) muestran cómo las personas experimentan violencia a lo largo del país. Curiosamente, los temores que se expresan en estas encuestas de victimización no se refieren a los grandes narcotraficantes. No se trata de El Chapo o El Mayo. Se trata de la posibilidad de utilizar el transporte público sin ser robados. Entonces, si el temor es que salga a la calle por la noche o que mis hijos puedan salir por la noche, la Guardia Nacional no está realmente preparada para resolver esa preocupación que tiene la población.
  • Una de las primeras operaciones emprendidas por la nueva fuerza no se enfocó en combatir al crimen organizado, que supuestamente es su objetivo. El presidente ordenó enviar a 6,000 miembros de la Guardia Nacional a la frontera sur de México para vigilar la migración centroamericana como parte de un acuerdo para disuadir a la Casa Blanca de golpear a México con aranceles.
  • Tampoco está claro cómo embonará la Guardia nacional con la Iniciativa Mérida -el acuerdo de cooperación entre México y Esatdos Unidos en materia de Seguridad-. Parece ser que Estados Unidos y México deben centrarse en mantener las líneas de comunicación abiertas para lograr objetivos de seguridad comunes, y eso significa mantener parte de lo que se construyó a través de acuerdos pasados. En ese sentido, repensar la Iniciativa de Mérida es algo bienvenido. ¿Deshacerse de ella, no tanto. Andrés Manuel López Obrador no ha dicho qué desea con respecto al tema. Tampoco ha dicho cómo encajaría la Guardia Nacional en un esquema netamente regional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s